Descubre si eres una Personas Altamente Sensibles (PAS)

Personas altamente sensibles (PAS). Descubre el don de la alta sensibilidad

Cada vez son más las personas altamente sensibles (PAS) que van descubriendo este rasgo de personalidad y comienzan a comprender por qué se comportan de forma diferente al resto de personas.

Poco a poco y, gracias a las investigaciones realizadas en neurociencia cognitiva, muchas personas altamente sensibles se están aceptando así mismas al comprender que perciben el mundo de forma más intensa que el resto de personas y que este maravilloso rasgo de personalidad es una pieza fundamental para mejorar la sociedad en la que vivimos.

El mundo de las personas altamente sensibles es digno de conocer, no solo por ellas mismas, sino por todas aquellas personas con las que conviven.

Debido a la diferente percepción que tienen del mundo, el comportamiento de una PAS se torna distinto a lo que la mayoría de las personas están acostumbradas. Por esta razón, una PAS puede ser malinterpretada y generar conflictos con los que se rodean.

La intención de este artículo es dar a conocer este rasgo, el cual comparto con toda la comunidad de PAS, desde el orgullo de serlo, desde mi comprensión hacia todos los que somos altamente sensibles y con el interés de hacernos visibles en esta sociedad que ignora que somos el 20% de las personas que habitamos en ella.

En las siguientes líneas voy a romper los mitos acerca de la alta sensibilidad, aclarar conceptos y ayudarte a reconocer a las personas PAS cercanas, si no eres altamente sensible.

Tanto si eres PAS como si no lo eres, este artículo te hará comprender, más y mejor, que todos somos distintos y que tenemos una forma diferente de percibir la vida, y que esta visión irá en consonancia con lo que debemos aportar a esta sociedad, a este mundo.

 

1. Cómo me di cuenta de que era una persona altamente sensible

Antes de comentar el rasgo en sí, quiero dedicar unas cuantas palabras a mostrarte un poco mi trayectoria hasta llegar a conocer este rasgo de personalidad.

No te me agobies, solo serán un par de anécdotas interesantes para que comprendas lo que hay detrás de una PAS.

1.1 Cuando me quisieron matar con una espada después de salir de clase

Sí, tal y como lo oyes…

Pero empecemos por el principio:

Decirte antes que nada que desde pequeño he sido muy consciente de mi alta sensibilidad y que esto me hacía sentir el mundo de otra forma. Del exterior siempre recibía las típicas calificaciones que muy bien conocemos las PAS (y que tanto nos molesta 😦):

– ¿¡ Por qué te comes tanto el coco!?

– ¡Tú es que te crees que los sabes todo! ¿Cómo vas a saber cómo me encuentro?

– ¡Todo te lo tomas todo demasiado en serio!

– ¿Por qué eres así?

– ¡Eres un aguafiestas!

– ¡Déjate ya de tonterías y haz como nosotros!

– ¡Tienes que adaptarte porque si no te quedarás solo!

– Te pones enfermo muchas veces. Eso no puede ser bueno..

– ¡Tú es que eres muy susceptible!

– …

y mientras me iban condicionando a verme diferente de los demás, al menos aprendí de mí, de los demás y del mundo. Pero algo dentro de mí me empujaba a valorarme, a pesar de mis marcadas diferencias con el resto.

Era consciente de que era distinto. A veces lo sufría, pero en otras ocasiones disfrutaba de mis cualidades. Era algo así como tener un poder especial, una sensibilidad distinta.

Pero no fue hasta mi primer año de carrera cuando acepté plenamente mi condición altamente sensible (sin saber que aún lo era) y le di un giro a mi vida para vivir en armonía con el resto de personas, sin que mi forma de actuar fuese un inconveniente para los demás.

Comenzó entonces mi andadura por el camino del desarrollo personal y espiritual.

Pero antes de emprender dicho camino viví un episodio clave para mí, que me hizo ver que mi aprendizaje sería distinto al de los demás, porque confirmé que yo, David García Alcaraz, era muuuuuuy distinto de los demás.

Volvamos al tema.

Entonces me amenazaron con una katana…

Sí, recién había conocido a un compañero de la Universidad. Llamémosle M (él sabe muy bien por qué esta letra… y no es nada ofensivo, eh?).

Un día, al salir de clase me invitó a su casa para estudiar sobre una materia en concreta y, tal y como entramos en su habitación, me doy cuenta de que tiene toda una pared llena de armas medievales y alguna que otra katana colgadas.

Me había quedado perplejo mirando su pared, así que mi amigo M aprovechó, medio en broma y medio en serio para hacer un experimento conmigo. Me miró fijamente a los ojos y me dijo seriamente: “¿Sabes? si quiero ahora mismo puedo matarte”. 😥

Me acuerdo y me río todavía…

Y a mí, no se me ocurrió otra cosa que mirarlo fijamente a él y decirle: “Es verdad, pero ¿sabes qué? Lo que estás diciendo no lo estás sintiendo, por lo tanto, es mentira”.

Lo sé, es un poco loco. No había nadie más en su casa y por aquel entonces mi masa corporal era la de una modelo de pasarelas, por lo que matarme, sí, lo podría haber hecho si hubiese querido… pero no fue así, menos mal.

Esta anécdota, vista desde afuera puede resultar algo tonto o muy simple, pero supuso para mí un cambio importante a nivel interno.

¿Por qué?

Porque tuve la comprensión interna de que podía sentir perfectamente a los demás.

Pude entender que mi sensibilidad me dotaba de una empatía tan clara y firme que no dudaba de la veracidad de mis sensaciones.

Acepté que mi sensibilidad era como un don  y que debía comprenderla mejor para darle un buen uso.

A partir de entonces y, paralelamente a mi camino de crecimiento personal y espiritual, aprendí mucho de mí mismo, de los demás y de esta sociedad loca en la que estamos.

Y pasaron los años hasta que a día de hoy, como coach profesional, me dedico a ayudar a las PAS a que consigan lo mismo que yo he conseguido: vivir de forma natural con mi alta sensibilidad y gestionar bien mis emociones para potenciar mi rasgo en beneficio propio y de los demás, sean o no sean PAS.

1.2 Cómo llegué a conocer que existía el rasgo PAS

Conocer la existencia de que existe un rasgo de la alta sensibilidad se lo debo a mi mujer. Ella no solo es una fantástica compañera de vida sino que además es una gran psicóloga. Y no es que yo lo diga, lo dicen sus pacientes y su apretada agenda de trabajo.

En su afán por entenderme y conocer en profundidad mi forma de pensar, de sentir y de experimentar la vida, comenzó, como buena investigadora que es, a indagar por internet sobre las peculiaridades de ni carácter hasta que dio con la web de Karina Zegers sobre las Personas Altamente Sensibles.

Recuerdo como si fuese hoy cuando a mediados de 2015 llegó sigilosamente y me dijo: mira, léete este artículo (era del blog de Karina) para ver si te sientes identificado con las personas PAS.

Me quedé impactado, extrañado, y como si me hubiese absorbido un torbellino de silencio, me quedé callado, en Paz, hasta que pude expresar con palabras:

Soy una Persona Altamente Sensible. Esto es lo que soy y además no soy el único. Somos más. Clic para tuitear

 

Desde entonces sigo investigando sobre este rasgo para darlo a conocer a las personas PAS que aún no saben que lo son, y las personas que no son PAS.

Actualmente estoy asociado como profesional acreditado a la aPASe (asociación de Personas Altamente Sensibles de España), siguiendo la línea de investigación de la Dra. Elaine Aron, descubridora de este rasgo de personalidad.

Veamos con más detenimiento la maravillosa labor que la Dra. Elaine está realizando sobre este el rasgo PAS y en qué consiste el rasgo.

2. El Don de la Sensibilidad de las Personas Altamente Sensibles

2.1 Orígenes y evolución del rasgo PAS

Fue en 1991 cuando la Dra. en Psicología Elaine Aron identifica el rasgo de la alta sensibilidad en su afán de conocerse en profundidad, ya que ella es también una PAS.

En sus primeros pasos en la búsqueda de la literatura científica, se decantó por los trabajos del famoso psiquiatra Carl Jung quien, siendo también una PAS, había escrito sobre algunas características cercanas al rasgo pero enfocadas más hacia la introversión.

Sin embargo, las investigaciones posteriores demostraron que el 30% de las personas altamente sensibles son extrovertidas. Por lo tanto, el rasgo de la alta sensibilidad no guarda relación determinante con la timidez o la introversión.

A día de hoy el conocimiento sobre el rasgo de la alta sensibilidad está en expansión en todos los ámbitos, tanto a nivel profesional (psicólogos y psiquiatras) como personal.

El Don de la Sensibilidad. Personas Altamente Sensibles

La obra más destacada de la Dra. Elaine es su libro El Don de la Sensibilidad cuya primera edición en castellano data de febrero de
2006 y en el que no solo da a conocer el rasgo de la alta sensibilidad sino que publica un test donde el lector puede autoevaluar si es o no es una PAS.

Gracias a este libro muchas PAS hemos encontrado alivio de nuestras cargas emocionales y hemos encontrado consuelo al saber que no somos los únicos.

En España le debemos la difusión de este rasgo a Karina Zegers quien, siendo también PAS, funda en el año 2014 la Asociación Nacional de Personas Altamente Sensibles (hoy día la aPASe) con el objetivo de divulgar el rasgo de la alta sensibilidad en el mundo hispanohablante.

Actualmente y, desde la emisión en rtve del documental Sensibilidad al trasluz en febrero de 2015, muchas personas altamente sensibles que no eran conscientes de ello, están descubriendo su rasgo y poniéndose en contacto con personas similares a través de las redes sociales para comprenderse más a sí mismos.

Hoy día hay varios libros interesantes en castellano que te recomiendo tener si eres PAS o estás interesado en el tema (si necesitas que te aconseje sobre alguno en concreto me lo dices en los comentarios, ok?):

El Don de la Sensibilidad. Elaine Aron

El Don de la Sensibilidad en la infancia. Elaine Aron

Personas Altamente Sensibles. Karina Zegers de Beijl

La alta sensibilidad. Vivir desde el corazón. Karina Zegers de Beijl

El poder de la sensibilidad. Kathrin Sohst

Hay un documental especialmente bueno de la Dra. Elaine donde explica el rasgo de la alta sensibilidad desde un paradigma científico y humano a la vez. Su nombre es Sensitive – The Untold Story y lo puedes ver subtitulado en español.

2.2 En qué consiste el rasgo de la alta sensibilidad

Cada vez hay más datos acerca de alta sensibilidad procedentes de estudios llevados a cabo en neurociencia y en genética.

Se estima que entre un 15% – 20% de las población somos personas altamente sensibles, es decir, ¡una de cada cinco personas!

Un 15% - 20% de las población somos personas altamente sensibles. ¡Una de cada cinco personas! Clic para tuitear

 

Sí, somos muchos, y la mayoría no lo saben. Así que fíjate bien, porque aunque tú no seas PAS, puede ser que tu pareja, tus hijos, algún familiar o quizás un amigo o amiga lo sean.

Es un rasgo innato y, por lo tanto, no es aprendido sino que nacemos con ello. Es cierto que se pueden desarrollar cualidades que tienen las PAS, pero para que una persona se considere como tal debe cumplir 4 requisitos básicos, que más adelante te comentaré.

El rasgo PAS se encuentra en igual proporción en hombres y mujeres. Es decir, no hay más mujeres altamente sensibles que hombres, como se puede llegar a pensar.

Este rasgo se ha observado en más de 100 especies de animales y no solo en la especie humana. Además, en todas las especies estudiadas se mantiene en la misma proporción (15% – 20% de la especie es PAS).

Y, por supuesto, no tiene nada que ver con ninguna enfermedad ni trastorno mental.

Ahora bien, ¿qué utilidad tiene este rasgo?, ¿por qué algunas personas lo tienen y otras no?

Parece ser, que la naturaleza ha dotado de este rasgo a una parte de la población porque tiene un sentido evolutivo para la especie.

La Dra. Elaine hace uso de las figuras de los consejeros reales y reyes guerreros para explicar esta cuestión.

Comenta que las culturas más duraderas y prósperas han utilizado estos dos tipos de roles para gobernar en armonía.

Mientras los reyes guerreros se centran en la expansión y la libertad de su cultura, los consejeros reales modulas la acción de aquellos, ya que son los encargados de controlar los impulsos de los reyes guerreros.

Los consejeros reales siempre han sido los que se han preocupado de la armonía en general, teniendo en cuenta las necesidades del pueblo y de su sociedad. En definitiva, son los que reflexionan e insisten en que antes de actuar es mejor reflexionar por el bien común.

El rasgo PAS se ajusta muy bien a la figura de consejero.

Somos los que innovamos en la sociedad, los que usamos la creatividad para obtener nuevas vías de crecimiento, los que vamos contra-corriente desarrollando nuevas formas de expresión y expansión, los que nos preocupamos por el bienestar de la sociedad y por nuestro planeta, y por la conservación de la especie, entre muchas otras cosas.

Padre e hijo. Ambos altamente sensibles
Mi hijo con 5 meses y yo. Ambos somos PAS

Por ello solo somos el 20% de la población.

Recuerda que este rasgo se ha observado en otras especies.

Es decir, que existe siempre un número reducido de animales, dentro de su misma especie, que siempre están alerta velando por la armonía de la manada. Son más sensibles que el resto, se percatan antes de los posibles peligros que puedan dañar a la comunidad y alertan a los demás cuando  alguna situación hace peligrar al conjunto.

Es por esta razón que las personas altamente sensibles tenemos que ser conscientes de nuestro rasgo y potenciar nuestras cualidades al servicio de nuestra sociedad.

No es que seamos mejores que los no PAS, para nada, es que estamos genéticamente diseñados para cumplir nuestra función en la sociedad, al igual que las personas no PAS tienen que cumplir la suya.

Esta sociedad debe conocer que existe el rasgo de la alta sensibilidad porque es necesario para mantener el equilibrio entre las personas, comunidades, culturas, razas y países.

Las personas altamente sensibles deben reconocerse a sí mismos como tal y, las que no lo son, deben saber de su existencia para que podamos trabajar en equipo, en lugar de juzgarnos los unos a los otros porque pensamos y actuamos de forma diferente.

Las PAS y no PAS formamos un equipo perfecto, nos complementamos para evolucionar juntos. Clic para tuitear

 

3. Los 4 pilares de las alta sensibilidad

En el libro Psychotherapy and the Highly Sensitive Person, la Dra. Elaine explica que este rasgo está constituido por cuatro aspectos que toda persona altamente sensible debe tener.

Es decir, una PAS debe presentar los cuatro aspectos para definirse como tal. La falta de uno de ellos indicaría que la persona no es altamente sensible. Creo que es muy importante tener esto en cuenta.

Por ejemplo, hay muchas personas que se consideran altamente sensibles y luego carecen de empatía o no tienen tendencia a la sobre-estimulación. Ambas características forman parte fundamental del rasgo y, en estos casos, no estaríamos hablando de personas PAS.

Los cuatro aspectos o pilares para considerar a una persona PAS se conocen por el acrónimo PSES: Profundidad de procesamiento, Sobre-estimulación, fuerte Emocionalidad y Empatía, y sensibilidad a las Sutilezas.

3.1 Profundidad en la manera de procesar la información recibida

Esta es una de las características de las personas altamente sensibles que, a mi parecer, menos se comprende entre las personas no PAS.

Las personas con alta sensibilidad tenemos la capacidad de hacer un procesamiento más profundo de todo aquello que percibe en nuestro entorno.

Esto significa que, no solo podemos percibir más cosas de nuestro alrededor, sino que también podemos encajarlas, integrarlas y ver como se relacionan unas con otras. De ahí la capacidad que tenemos de resolver sistemas complejos.

Además, es lógico si lo reflexionas detenidamente:

Personas Altamente Sensibles y forma de pensarSi la naturaleza nos ha dotado de un sistema sensorial más alto para percibir nuestro entorno, lo lógico es que también nos haya dotado de un sistema racional capaz de procesarlo, de interpretarlo y de darle utilidad a todo aquello que percibimos.

Debido a nuestra forma de pararnos a reflexionar, de no tomarnos la información a la ligera y de tener en cuenta todas las posibilidades que abarca un tema, podemos ser malinterpretados y juzgados por “darles demasiadas vueltas a las cosas”.

Pero no es que le demos vueltas a las cosas, simplemente las detenemos en nuestra pantalla mental y la observamos desde distintos ángulos y perspectivas, para hacernos una idea más real de en qué consiste y de la utilidad que puede tener para nosotros mismos o para los demás.

Es decir, es una capacidad destinada a darle un sentido práctico a todo cuanto existe y nos rodea, para cumplir determinados objetivos y hacer un uso correcto de lo que tengamos a mano.

El riesgo de esta capacidad es que, si una personas altamente sensible no gestiona bien sus pensamientos y deja que éstos actúen sin control, acabará pasándolo muy mal porque le hará gastar muchísima energía reflexionando sin llegar a nada en concreto y sin darle el uso correcto a esta capacidad.

Es por este motivo por el que algunas personas altamente sensibles se sienten atraídas por técnicas que les pueden enseñar a tener mayor control mental, como la meditación o el mindfulness.

3.2 Ser fácilmente sobre-estimulado

Debido a nuestra alta sensibilidad, las PAS registramos más información que el resto de personas, pero esto puede hacer que nos saturemos a nivel mental y emocional más rápidamente que los no PAS.

Y esto es algo que las personas altamente sensible debemos tener muy en cuenta cuando nos vemos obligados a ir a lugares donde estamos expuestos a muchos estímulos sensoriales, porque podemos acabar agotadísimos.

La sobre-estimulación es algo que nos ocurre con frecuencia en lugares concurridos como son los centros comerciales, algunos trabajos y aquellas situaciones en donde hay un exceso de estímulos.

En algunos casos podemos incluso pasar angustia o tener algún síntoma de un ataque de pánico en lugares con demasiada estimulación, porque nuestros cerebros no pueden procesar más información, están saturados y no pueden dar más de sí.

Los PAS y la sobre estimulaciónComo consecuencia de la sobre-estimulación se produce una activación del sistema nervioso simpático que te empuja a salir de ese sitio para recuperar un estado de tranquilidad donde puedas encontrar de nuevo un equilibrio mental y emocional.

Esta característica de las personas altamente sensibles es muy delicada porque guarda un límite muy fino con problemas que cualquier profesional de la salud mental podría considerar como trastorno mental.

Pero no es así en el caso de las PAS, simplemente nos saturamos más rápido porque consumimos mucha energía procesando tanta información.

Como puedes observar, una persona altamente sensible que desconozca que esto es normal, puede creer que está enferma a nivel mental y que se juzgue erróneamente por ser diferente a los demás.

No es de extrañar que una PAS se niegue a salir una noche de marcha, a pasar una tarde entera en un centro comercial, o ir a una despedida de solteros simplemente porque sabe que se satura con cierta facilidad, por poner algunos ejemplos.

Con esto no quiero decir que las personas altamente sensibles no hagamos lo mismo que el resto de personas, para nada. Simplemente que, dependiendo de cada momento, estaremos más o menos en sintonía con ejecutar determinadas acciones.

La salud física y mental de las personas altamente sensibles depende de como mantienen un equilibrio interno, teniendo en cuenta cómo se sienten internamente y cómo se van a sentir cuando se expongan a una determinada situación. Este es el gran reto que tienen las PAS.

Obviamente esta característica puede traer muchos problemas cuando el resto de personas no conocen bien tu rasgo y de ahí que tengamos que hacer llegar este conocimiento tanto a las personas altamente sensibles como a los que no lo son.

Si estás de acuerdo conmigo no dudarás en compartir este artículo, ¿verdad? 😁

Sigamos…

3.3 Alta capacidad de respuesta emocional y elevada empatía

Básicamente la capacidad de respuesta emocional guarda relación con la fuerte emocionalidad con la que vivimos las cosas.

Por decirlo de alguna manera, todo nos resulta más intenso a nivel emocional, tanto los aspectos buenos como los malos. Las emociones positivas se viven con mucho entusiasmo; las negativas como el hundimiento de la Atlántida y, sin darte cuenta, estás en un abismo.

Es ente sentido, para las personas altamente sensibles es imprescindible conocer muy bien sus emociones y hacer un buen trabajo de entrenamiento en Inteligencia Emocional para gestionarlas bien su propio beneficio.

Por otro lado, nuestra alta sensibilidad nos permite ser empáticos y sentir lo que las demás personas están sintiendo. No es que creamos sentir lo que siente la otra persona, simplemente lo sentimos y sabemos ponernos en el lugar del otro, ni siquiera necesitamos pensarlo.

La cualidad de la empatía me resulta fascinante por la facilidad que te da para relacionarte con los demás de una forma sana y equilibrada. A parte, si la empleas adecuadamente, te abre oportunidades para conseguir lo que necesites en los terrenos personal y laboral.
Si eres empático puedes saber si es el momento oportuno para iniciar una conversación que a la otra persona pudiera causarle molestias y moderar el discurso para no causar ningún daño.

Las PAS son muy empáticasSi eres empático puedes darte mejor a valer en una entrevista de trabajo o comprender mejor a tus clientes y ofrecerle tus servicios justo como ellos necesitan.

Lo más curioso de la empatía es que las personas altamente sensibles  a menudo podemos saber cómo se sienten los demás incluso antes de
que éstos sean conscientes de ello
. Y si no me crees, llama a mi mujer, que a veces alucina cuando se lo demuestro.

En mi caso concreto, y no sé si esto le pasa a otras personas altamente sensibles, es que percibo además la intencionalidad con la que la otra persona se relaciona conmigo.

No te puedes ni imaginar lo difícil que me resulta a veces relacionarme con alguien al que quiero mucho y que detecto que me tiene envidia por algún motivo o que no me dice la verdad cuando le pregunto sobre algo en concreto, aún cuando ni siquiera esa misma persona es consciente de todo esto… a veces resulta duro.

3.4 Sensibilidad a las sutilezas

Este es otro de los pilares que forman parte de las personas altamente sensibles: el percibir señales sutiles que pueden pasar desapercibidas por el resto de las personas.

Es muy común que una PAS entre en un lugar y sepa con claridad el tipo de energía que circula por el ambiente: si ha habido una discusión previa o si se respira un ambiente de calma y tranquilidad.

Las PAS y las sutilezasBásicamente esta cualidad nos indica que las PAS perciben más cosas del mundo que les rodea, no solo a nivel físico sino también a un nivel más sutil, que podemos llamar “energético”. Es muy fácil para un PAS reconocer a una persona con buena o mala energía.

Pareciera que la persona PAS se diera cuenta de todo, no se le pasa ningún detalle: notará si has hecho un cambio reciente en tu look, si has introducido un elemento nuevo de decoración en tu casa, si tienes un cuadro torcido o si has cambiado el orden de las cosas de tu escritorio, aunque lo haya visto solo una vez en su vida.

Es como si tuviésemos una visión panorámica que nos permite ver un poco más allá de lo normal.

Esto se ha demostrado en recientes estudios de neurociencia social, cognitiva y afectiva, donde se ha observado que las personas altamente sensibles muestran una  mayor actividad en la región del cerebro conocida como la sede de la consciencia, que te permite ser consciente de los estímulos sutiles.

 

4. Características adicionales que pueden tener las Personas Altamente Sensibles

Suele ser muy común que las PAS coincidan en tener ciertas cualidades adicionales, a parte de las cuatro características esenciales del rasgo.

Ninguna de estas características adicionales sustituyen a las cuatro principales, y ni siquiera son exclusivas de los PAS.

Dicho esto, una PAS se puede caracterizar por:

– Tener los sentidos muy desarrollados.

– Ser muy intuitivos.

– Tener una gran conciencia medioambiental, sentirse unido a la naturaleza y sentir un profundo respeto por los animales.

– Sentir la necesidad de encontrar su vocación y entregarse a ella.

– Tener un sentido amplio de lo que es justo y equilibrado para alguien en concreto.

– Ser muy consciente de las obligaciones y responsabilidades.

– Ser muy sensibles al dolor físico y emocional.

– Sobresaturarse cuando hay mucho trabajo que hacer y poco tiempo para realizarlo.

– Preferir por deportes individuales.

– Perseverar en los propósitos.

– Tener curiosidad por conocer a fondo la realidad en la que vive.

– Poseer talentos artísticos.

– Sentirse influenciado por el estado emocional de los demás.

– Ser especialmente sensible a determinados alimentos, medicamentos o sustancias no naturales.

– Tener capacidad de innovación.

No saber poner límites correctamente.

– Ser fácilmente asustadizo.

– Sentirse especialmente sensibles a las películas y series violentas.

– Enamorarse con muchísima facilidad.

– Tener miedo a cometer errores y querer aprender las cosas a la primera.

– Sentir molestias cuando se siente observada.

– Tender a la introspección y al interés por los temas espirituales.

– Sentirse afectados notablemente por los cambios.

– Ser muy sensibles a los ruidos externos.

– Enfermarse con cierta facilidad.

– Dar una buena impresión cuando conoce a alguien por primera vez.

– Preocuparse por mantener un clima cordial con las personas.

– …

Como puedes observar, algunas de estas cualidades pueden ser valoradas como positivas o negativas, en función de cada caso y del momento en el que se encuentre cada uno.

Obviamente y, para cualquier persona, sea o no sea PAS, lo recomendable es buscar ayuda de un profesional si es que hay algo de tu personalidad que te genere sufrimiento.

En cualquier caso, es necesario que las personas altamente sensibles conozcan muy bien este rasgo de personalidad para poder ajustar sus necesidades en esta sociedad que ha sido diseñada para personas no PAS.

5. Ideas erróneas sobre el rasgo de alta sensibilidad

Desde que sé que soy una persona altamente sensible, he oído un poco de todo acerca de este rasgo. Algunas cosas más impactantes que otras, pero en esta era de la información en la que estamos, ya uno no se asusta con facilidad cuando oye ciertas cosas, aun siendo una PAS.

La primera de ellas y con la que me tropiezo muy a menudo tiene que ver con la tendencia de querer ser diferentes.

Sí, el ser humano de hoy día tiene cierta tendencia a querer destacar en algo. Entre otras cosas, es la misma sociedad la que nos enseña que hay que ser diferente o sobresalir en algo para conseguir la admiración de los demás y así, solo así, podrás valorarte a ti mismo.

Menuda locura… pero ocurre de forma inconsciente porque hemos sido condicionados desde pequeño a esto.

Es entonces cuando el rasgo de la alta sensibilidad se usa para justificar la imagen de ser diferente y tener sus propias reglas e ir contracorriente. Este es un error que nos perjudica directamente a los que sí somos PAS.

Ser PAS es un rasgo con el que se nace y no forma parte de una moda, de un estilo de vida o de la era de acuario donde supuestamente todas las personas se volverán espirituales. Para nada.

Ser PAS es un rasgo con el que se nace y no forma parte de una moda o de un estilo de vida Clic para tuitear

 

Hay una inclinación por parte de muchas personas, que tienen problemas de autoestima o que han sufrido una infancia difícil, a creer que son altamente sensibles para así poder ajustar en sus mentes todo el sufrimiento acumulado.

Puede ser que sean realmente PAS pero no es acertado creer ser lo que uno no es para justificar un trauma o una conducta, y eludir así ciertas carencias afectivas que uno tiene.

Ser PAS no justifica nada; la conducta de una personas es la que es, en cada momento y lugar, seamos o no seamos PAS. Un rasgo no se hace responsable de nada; cada uno es responsable de sus actos.

Por esto creo que es urgente que todos (PAS y no PAS) conozcamos bien este rasgo, porque detrás de todo esto puede haber mucha gente sufriendo, y yo como PAS no quiero que esto ocurra.

Y de sufrimiento te hablo cuando, al no conocer bien este rasgo un profesional de la salud, le puede diagnosticar a tu hijo un trastorno de déficit de atención o considerarlo asperger.

¿Te lo imaginas?

Pues como lo oyes, hay algunos trastornos mentales que, según el manual de criterios diagnósticos, muestran síntomas propios de las PAS y no son indicativos de ningún trastorno mental, sino del rasgo.

PAS pensando en su alta sensibilidadDicho de otro modo: hay muchas personas que en estos momentos
creen que tienen enfermedades mentales y no es así, solo son altamente
sensibles
y su estado de ánimo puede confundir al profesional que le evalúa y diagnostica.

El TDAH, asperger, trastorno depresivo breve recurrente, la depresión menor, trastorno ciclotímico (bipolar tipo II) o incluso el trastorno de pánico son algunos ejemplos de ello.

Y lo peor de todo, están siendo tratadas con fármacos que merman sus capacidades innatas y dañando sus cuerpos con químicos. Recuerda que las personas altamente sensibles pueden ser muy sensibles a los medicamentos, produciendo a veces un daño irreversible.

Este tema es muy delicado, lo sé, pero imagínate la de niños que desde pequeños pueden estar diagnosticados de algo que no tienen y ya se están condicionando a ser enfermos. Esto, como PAS que soy, me duele. 😢

Por eso insisto, este rasgo debe ser conocido por todos y especialmente por los profesionales de la salud mental, para saber si la sintomatología del paciente se ajusta a un trastorno mental o bien es normal debido al rasgo de la alta sensibilidad. O quizás ambas cosas.

Otra de las ideas equivocadas es relacionar la alta sensibilidad con ser espiritual o el tener experiencias extrasensoriales. De momento no hay ningún estudio que confirme que para ser PAS uno deba de tener inclinaciones espirituales o tener ciertas facultades suprasensoriales.

Puede ser que una PAS las tenga, o puede ser que no, pero no es un requisito para ser altamente sensible ni deben confundirse.

Así que ya sabes, no todos los PAS practican meditación, yoga, ni hacen Reiki o se vuelven vegetarianos, ¿OK?

Y ya por último, he visto varios blogs en los que se han publicado artículos sobre la alta sensibilidad y en los que se destaca como principal cualidad PAS la susceptibilidad. Y para nada es así. Habrá PAS que sí serán susceptibles y otras que no.

Así que amigo lector, PAS o no PAS, no todos somos iguales y, lo único que debes tener claro para definirte o definir a alguien como PAS, son los 4 pilares que determinan alta sensibilidad.

6. ¿Quieres saber si eres una Persona Altamente Sensible?

Si ya te reconoces en los 4 pilares de la alta sensibilidad no te hará falta realizar ninguna prueba para considerarte una persona altamente sensible. Sin embargo, existen unos test que te dan una idea de si eres o no eres PAS.

La sensibilidad es un continuo. Es decir, si en un extremo estuviese el cero de sensibilidad y en el extremo opuesto estuviese el máximo de sensibilidad posible, todas las personas se encontrarían en algún punto entre ambos extremos, dependiendo de su grado de sensibilidad.

Una persona altamente sensible se acercará más al extremo de máxima sensibilidad; una persona que no lo es, estaría más lejos de este extremo.

Los primeros test empleados para saber qué grado de sensibilidad tiene una persona vienen de la mano de la Dra. Elaine, basados en sus investigaciones, entrevistas, seminarios y consultas privadas con personas PAS. Estas pruebas se han distribuido por todo el mundo gracias a los libros editados por ella misma.

Hoy en día ha aumentado el número de divulgadores y profesionales de la alta sensibilidad. En sus publicaciones puedes encontrar otros tipos de test que cumplen con la misma función.

En mi caso, basándome en mi propia experiencia personal y profesional, así como en la literatura existente, he elaborado un test para determinar con qué probabilidad una persona puede ser altamente sensible.

Me imagino que llegados a este punto estarás muy intrigado por saber si eres o no eres PAS, ¿verdad?

Si quieres tener acceso al test solo tienes que suscribirte a mi blog y dejarme tu email para que te lo pueda enviar. Es un regalo que estará disponible solo para los suscriptores.

Espero que lo disfrutes.


Ahora que ya has hecho el test y te has evaluado, no me vayas a dejar así, sin saber qué te ha salido.

¿Eres una Persona Altamente Sensible (PAS)?

Si no eres una persona altamente sensible ¿reconoces a alguien de tu entorno que podría serlo? Recuerda que 1 de cada 5 personas es PAS.

Déjame tu respuesta en los comentarios y así podré conocerte un poquito más. Me encanta conocer nuevas PAS y a personas no PAS que se preocupan por conocer este rasgo.

Y si te ha gustado este artículo o crees que le puede ayudar a alguien, no dudes en compartirlo con tus conocidos, que para eso están las redes sociales, ¿no?

¡Mil gracias! 😀

 

42 comentarios en “Personas altamente sensibles (PAS). Descubre el don de la alta sensibilidad

  1. Hola David, no sé si ya habrás respondido a esta cuestión, son muchos mensajes y no he podido leerlos todos.
    Desde pequeña era muy sensible, soñadora, con imaginación y creativa. Pero me vi rodeada de personas que no me demostraban afecto, mis propios padres, sin amigos, con discusiones frecuentes en casa y sintiéndome invisible. Lloraba mucho y me regañaban por ello, por lo que pensaba que ser sensible era malo.
    Siempre me sentí un bicho raro porque no encajaba con nadie. Me sentía herida con facilidad, y sentía lo que los demás sentían con mucha fuerza, desde pequeña, y enseguida captaba las mentiras y la hipocresía, así que me aislé.
    Ahora, con 48 años, descubro que soy PAS, pero todo aquello que me pasó en la niñez y la adolescencia fue creciendo y ahora sufro depresión, ansiedad, alcoholismo y fibromialgia.
    Creo que SI está relacionado con ser PAS. Que no he sabido gestionar ese rasgo de mi personalidad, pues no, ¿cómo iba a saber gestionarlo si no sabía que era un rasgo y pensaba que era un defecto y me sentía rechazada por tenerlo?
    O sea que yo creo que algunos transtornos emocionales o psicológicos sí que están relacionados con ser PAS y el entorno en el que se ha vivido.
    A pesar de todo, estudié la carrera superior de informática, emigré del pueblo a Madrid, me independicé, y vivo sola, sin pareja y he ido perdiendo amistades por cuestiones diversas. Así que me encuentro completamente sola, en paro y con la autoestima baja. Acudo a una terapeuta PAS desde hace tres semanas que descubrí que yo lo era.

    Me gustaría saber tu opinión.
    Gracias y saludos
    Alicia

    • Hola Alicia, encantado de conocerte.

      Bueno, a ver, habría mucho que decir en todo lo que cuentas, pero necesito que matices exactamente en lo que quieres que opine. Matízame por favor y te contesto de nuevo.

      A parte de esto, efectivamente algunas enfermedades y trastornos se pueden desarrollar cuando no se gestiona bien la alta sensibilidad pero no es la causa de ello. En cualquier caso, lo primero y antes que nada es que en estos momentos puedas disminuir los síntomas de estos trastornos. Cuando ya te restablezcas hasta un punto entonces sí que te recomendaría empezar a trabajar la gestión de tu alta sensibilidad.

      Un abrazo y ya me comentas.

  2. Hola David, muchas gracias por tu artículo. Creo que soy PAS, al menos me identifico mucho con ciertas características, comparto la opinión de las personas en cuanto a lo complejo que puede ser establecer relaciones humanas y la interacción social. Pienso que esta forma de percibir la realidad se halla inmersa en la emoción, sin pasar muchas veces veces por el razonamiento, por lo cual hay que aprender a equilibrar estos dos aspectos
    Gracias

    • Hola Constanza, gracias a ti y por dejar un comentario.

      Efectivamente es como dices, hay que trabajar tanto la gestión mental como la gestión emocional. Nuestras capacidades mentales como las emocionales van muy unidas y hay que tenerlas en cuenta para poder mantener un equilibrio mental y emocional.

      No podemos realmente separarlas. De hecho, el sufrimiento surge en muchas ocasiones por ignorar una de ellas para focalizar la atención en la otra.

      También hay que tener en cuenta que ser altamente sensible no es un rasgo de personalidad que esté enfocado únicamente en las emociones ni en los sentimientos, sino que tiene un peso muy importante la profundidad de procesamiento de toda la información recibida, ya sea sensorial o no sensorial.

      Esto quiere decir que las PAS perciben todo con más intensidad pero también que su capacidad mental para poder integrar todos los datos que recibe también es más profunda, más amplia, lo que confirma que se debe de hacer un trabajo mental y emocional para alcanzar un equilibrio personal.

      Me alegro mucho de que te haya gustado este artículo y te haya servido.

      Un fuerte abrazo.

  3. Hola David, he visto tu video en YT varias veces pero nunca tuve el valor de verlo completamente hasta hace unos dias, me aterraba la idea posiblemente ser una persona PAS, ya que he pasado por varias cosas bastante fuertes que creía me habían dado el carácter y la personalidad que hoy en día tengo aun si siempre sentí que había algo mas, que no tenia nombre y me hacia ser quien soy. Después de verlo (Junto con otros vídeos y textos informativos) y analizarlo un poco, me di la tarea de rebuscar en donde mis recuerdos comienzan enlazando los aspectos de esta característica de ser un PAS para ver si lo era…..y me llevo mas de una semana aceptar que desde antes de siquiera hacerme la idea, yo soy una persona PAS, realizar el test para decirlo claramente (ya que tuve un puntaje de 256) , aun tengo ciertas dudas, aun tengo cierto temor de aceptarlo…soy una persona introvertida y debido a eso muchas veces no soy capaz de expresar mis habilidades o pensamientos (incluso escribiendo este comentario me cuesta un poco no cortar mis palabras por incomodidad general). Pero he de admitir que leer esto…y que no soy una ”joven rara” o ”que soy una persona exagerada en mis sentimientos, ideas o personalidad”…o que mi ”rareza” no es tan poco común y que hay otras personas que lo comparten…me quita un gran sentimiento de soledad en mi corazón y me da un poco mas de tranquilidad sobre la persona que soy….aun debo trabajar en la persona que quiero convertirme y controlar este rasgo en mi ya que muchas veces por no tener control, ocurren cosas que terminan por deprimirme y aislarme a tal punto donde no me gusta ser yo hasta que después de un tiempo la tormenta pasa e intento volver al mundo y la normalidad, no es sano vivir en una montaña rusa emocional. Seguiré leyendo e informándome mas para estabilizarme y aprovechar esa cualidad a la que antes no le tenia nombre y aunque aun me da un poco de temor…quiero con todo mi ser que sea completamente positivo en mi futuro. Gracias por aclarar una mente joven; Buenas noches.

    • Hola Michell,

      Encantado de escucharte y agradecido de que hayas dejado tu comentario.

      Lo que más me gusta de todo lo que expresas es que te hayas tomado tu tiempo para aceptarlo, que hayas sido consciente de que es algo más importante que el hecho de sentir más intensamente todo cuanto te acontece, y sobretodo que que hayas investigado acerca del rasgo.

      Es importante conocer muy bien en qué consiste esto de la alta sensibilidad para luego poder poner herramientas que faciliten su gestión.

      Si quieres, puedes formar parte del grupo de facebook que recién he abierto. Allí se encuentra personas que, al igual que tú, están aprendiendo acerca del rasgo y experimentan que juntos se vive y se aprende mejor con alta sensibilidad. Se llama: “Coaching para personas altamente sensibles (PAS) – Creciendo Juntos” y el enlace es: http://bit.ly/GrupodeCoachingparaPAS

      Te envío un fuerte abrazo y gracias de nuevo.

  4. Hola. Soy Cristina López Corral otra vez. Discúlpame por el enorme número de faltas de ortografía y la nefasta redacción de mi nota anterior. Suelo siempre repasar y corregir todo lo que escribo, pero esta vez no lo he hecho. No sabría explicar por qué. Tal vez las prisas o unos días de estrés excesivo que me han mantenido prácticamente imsomne. Lo siento mucho. Espero, al menos, que resulte lo suficientemente inteligible.
    Un abrazo, David, y gracias por tu labor

    Cristina

  5. Hola, David. Me llamo Cristina Lopez, tengo 51 años y he dado 291 el el test. Estoy en tratamiento desde los 16 años, aunque todo se agravó a partir de los 24 despues de terminar mi carrera en la Universidad con excelentes calificaciones Estudié de niña y adolescente ballet y musica. En el primer caso siempre fui extremadamente. De niña no era especialmente introvertida pero si recuerdo sentir dolor fisico al escuchar música o ver determenadas obras de arte y ser muy impresionable y obsesiva.
    A los 24 años comencé a padecer anorexia y trastornos de la conducta que nunca se han resuelto. Me han diagnosticado un Trastorno Límite de la Personalidad destacando mi hipersensibilidad y sentido hipercritico. Tomo medicación de manera cronica y sufrido decenas de ingresos varios intentos de suicidioy problemas de alcoholismo desde prácticamente los 20 años (para mí era una especie de anestesico)
    A pesar de ello he realizado un Master y varios cursos universitarios de posgrado. Tengo dos hijos de 11 y 7 años cuya custodia me vi más o menos obligada a ceder hace cuatro años por abrirseme un expediente en el departamento de menores en la Xunta de Galicia, por causa del alcohol mientras viví un curso con ellos en una pequeña aldea de la montaña de Orense . Esto me provocó un dolor indecible y un nuevo intento de suicidio muy grave. Me ha costado años superarlo. Ahora hace más de un año que me mantengo abstinente.
    Cuento con una pensión por incapacidad laboral absoluta y mii hijo mayor, que vive cerca con su padre ( la pequeña está acogida por mi hermano en la Coruña) presenta todos los rasgos de ser PAS. Está diagnosticado desde nuestra separación de un Trastorno de Ansiedad Generalizada, ha estado en tratamiento psiquiatrico en el sistema público con citas cada tres o cuatro meses y este curso hemos decidido comenzar con terapia psicologica privada, a pesar del enorme esfuerzo económico que nos supone tanto a su padre como a mí.
    Me gustaría saber si mis problemas pasados tienen algo que ver con mi condición de PAS ( algunas de las preguntas he contestado por debajo de lo que sentía antes de tomar tanta medicacion) y me orientases sobre como tratar a mi hijo.

    • Hola Cristina, gracias por dejar tu mensaje.

      Es importante que tengas en cuenta que ser PAS no tiene por qué estar relacionado con ningún trastorno. Es decir, uno es PAS y, a parte, puede tener un trastorno, como el trastorno límite de la personalidad o un TAG, pero es algo independiente.

      Sí que es cierto que una persona altamente sensible que no ha sabe gestionar bien su alta sensibilidad puede tener cierto riesgo de desarrollar un patología mental, pero no tiene por qué. Simplemente el hecho de que no acepte su fuerte emocionalidad o que no llegue a comprender el porqué se sobre-estimula con tanta facilidad ya va cambiando el concepto que tiene sobre sí misma y mermar su autoestima, con todas las consecuencias que esto puede general a nivel laboral, relacional o consigo misma. Esto, a largo plazo podría generar ansiedad, estrés, o incluso depresión. Pero dependería de la persona en cuestión y de la forma con la que afronta su vida y sus circunstancias.

      Es por esto que te digo que tener un trastorno no tiene que ver directamente con ser PAS sino con la forma con la que tú, concretamente, manejas y diriges tu vida, entre otras cosas, porque también hay que considerar que ciertas patologías mentales tienen un origen hereditario. En tal caso guardaría menos relación con la alta sensibilidad.

      Ser PAS no es ningún problema ni genera ningún problema, solo lo es nuestra conducta hacia los demás y hacia nosotros mismos y eso depende de cada uno.

      Por lo tanto, determinar si tus problemas pasados tienen que ver con ser PAS pues… habría que ver cómo te has comportado, estudiar tu situación en concreto, poder hacer una evaluación completa de ti y conocer muy bien tu personalidad y al detalle, cosa que es imposible hacerlo con pocas palabras. Para ello se necesitaría indagar mucho y hacer un trabajo más exhaustivo. Tampoco sería apropiado hacerlo por esta vía. En este caso sería es recomendable hacer un trabajo más continuado y para ello tienes a tu disposición los servicios de coaching.

      Respecto a lo que comentas de tu hijo, lo mismo. Necesitaría hacerte muchas preguntas para poder orientarte sobre tu hijo, saber cómo es vuestra relación, cómo es él… y mucha otras cosas para que te sirviera de verdad lo que te comento. De lo contrario, podría caer en darte un consejo no válido o parcialmente útil. En definitiva, se necesitaría un espacio distinto a esta vía de comunicación y hacer un trabajo más profundo.

      Te pongo el enlace de mis servicios de coaching por si estás interesada http://www.davidgalcaraz.com/coaching-1-1/

      Recibe un fuerte abrazo y gracias por dejar tu comentario

  6. Es loco por que llegué de casualidad a este post. Hoy en una charla con mi psicóloga le pregunté que pensaba de mi, que yo no me sentía una persona “normal”, que difería en muchas cosas con casi todas las personas que me rodean. Ella me contesto que si era una persona normal, que quizas yo me veía anormal por ser muy sensible y analítico. En conexión con esto, leyendo en otro blog hace unos minutos encontré remarcada la palabra SENSIBILIDAD, y entré aquí.
    De más esta decir que me siento identificado con esto, hice el test y dió 228 puntos (supuestamente basta con estar arriba de 220).
    Soy cantante. Lidero y gestiono mi propia banda de pop/rock en Buenos Aires. La produzco, armonizo, compongo los temas y delego las tareas a un grupo de 6 personas. Armo todo por pasión, estoy casi sin querer en todos los detalles y comodidades de cada uno de ellos. Intento vivir de esto, y lo estoy logrando de a poco.
    Tenía mucho miedo de actuar en vivo, de hacer el ridiculo, de fallar, de interactuar con gente, de muchas cosas en fin.
    Afortunadamente, tuve la suerte de curtirme en un trabajo rodeado de gente extremadamente conformista, egoísta y soberbia. Esto me ayudo muchísimo a entender como tengo que funcionar y actuar con determinadas personas. Al principio era demasiado sensible a todo, y llegué a sentirme realmente mal en este ambiente, era gente que estaba acostumbrada a insultarse o molestarse y realmente me hacía daño. Me ayudo a ser más practico también, pensaba demasiado y hacia muy poco. Actualmente diseño planes y metas cortas y las quemo en el día a día; sin derramar tanta energía en circuitos cerrados.
    Hoy soy bastante extrovertido en mis actividades profesionales. Es un paso que tuve que dar para poder poner en marcha el camino hacia el éxito en mi pasión.
    Es un arma de doble filo ser una PAS. Más que nada por que al estar en un circulo social determinado, como me pasó a mi, quizás no encajes y te sientas mal, que no servís para la sociedad, que realmente los demás son mejor que tú. Y en el fondo, sabemos que no es verdad. Es otro tipo de capacidad, más consciente y analista.
    Te agradezco muchísimo por esta información, me la guardo y prometo ayudar a las personas que lo necesiten.

    • Enhorabuena Gonzalo, es genial todo lo que me comentas.

      Me gusta mucho como lo has descrito y te entiendo perfectamente. Nuestros círculos sociales a veces son realmente gimnasios de entrenamiento mental y emocional para sacar lo mejor de cada uno de nosotros. Eso sí, se pasa mal pero al final sales muy fortalecido y con nuevas cualidades que al final ves que ha merecido la pena. En tu caso, el poder trabajar de lo que te gusta y ser feliz con ello.

      No puedo más que darte la enhorabuena por ser como eres y por servir de ejemplo a los demás. Eres un caso más de que vivir con alta sensibilidad se torna una ventaja cuando lo gestionas correctamente.

      Muchas gracias.

      Un fuerte abrazo.

  7. Desde muy pequeña me eh sentido extraña desde los 6 años siento el sufrimiento de los demas recuerdo sentir mucha tristeza ya a esa edad por amistades por la pobreza apesar de no ser rica odiaba ser tan sensible
    Aveces queria morirme porque lloraba por el sufrimiento ajeno te imaginas a 6 años sentir eso luego a los 10 años tanbien me di cuenta que era diferente porque no me interesaba ser bonita apesar que me trataban bien tenia muchos enamoraditos pero cuando veia a otra chicas sufrir la defendia y decia si ella no juega yo tanpoco nunca estube en su situacion pero me puse en su lugar si que nadie me aconsejara ahora con 21 años enpeze a sentirme extraña pense tenia problemas mentales y que seguro me habia pasado algo fuerte cuando pequeña que yo no me acordaba para ser asi pero de unos meses aqui entendi que soy asi sensible sentimental vivo de amor me gusta ver lo demas feliz emocinalmente y mira la verdad prefiero ser asi
    Otra cosa me enamoro facilmente cosa que estoy mejorando pienso mas en mi misma que al sufrimiento ajeno

    • Hola Winifere Esther,

      me alegro de que te hayas reconocido como PAS y me gusta mucho eso que comentas de que vives de Amor y que prefieres ver la verdad. Es algo por lo que puedes sentirte orgullosa y es hermoso oírlo.

      Gracias por dejar tu comentario.

      Un fuerte abrazo.

  8. Me gustó mucho la claridad de tu exposición.
    Yo no me considero una PAS, pero mi esposa creo que si lo es y esta información, este nuevo punto de partida puede ayudarnos mucho a comprender por lo que estamos pasando.
    seguiremos investigando sobre el tema para mejorar la calidad de vida.
    Gracias y saludos
    Bernardo

  9. Hola!!
    Me encanto el articulo! hice el test y me dio que soy PAS, siempre me dí cuenta que soy un poco rara y que no encajo en situaciones que para algunos son normales.
    No estoy solaaaaaa !!! jajajjaj
    Muchas gracias por compartirlo!!
    Un abrazo!!

    • Hola Melisa, ¡bienvenida al mundo PAS!

      Te entiendo perfectamente. En estos momentos en los que te das cuenta de que eres PAS y todo cobra sentido. Lo mejor sin duda es sentir como se va ese peso de incomprensión y comienza una etapa de aceptación más íntegra y amorosa.

      Efectivamente no estás sola. Si en el planeta hay una estimación de 7000 millones de habitantes y el 20 % somos PAS, entonces hay nada más y nada menos que 1400 millones de PAS!!! Así que somos muuuuuuchos.

      Me alegra que te haya gustado el artículo y haya sido de valor para ti.

      Un fuerte abrazo.

  10. ¡Hola, David!
    Gracias por este gran artículo. Antes de hacer el test ya me he dado cuenta, de hecho desde peqeña que me doy cuenta. Simplemente hasta ahora con 24 años no he empezado a conocer gente que percibe lo mismo que yo, y la mayoría se dedican a la terapia, ya que yo me he sentido perdida y incomprendida desde que tengo conciencia de que respiro. Pasé por un diagnóstico de hiepractividad a los 2,5 años pero no me trataron con fármacos. Hace unos años que me comentaban que podía tener depresión, y yo decía: pero si vivo tan intensamente la frustración, como la ilusión y la alegría! simplemente no entiendo como actúa la gente, y porqué son tan diferentes a mí, quiero ser siempre consciente de cada palabra para no hacer daño a la gente, pero la gente no tiene en cuenta mis sentimientos. Poco a poco estoy empezando a controlar mis emociones ya que hasta ahora me sacudían las dudas a cada segundo. No sé si será una casualidad pero toda esta sensibilidad ya me promovió mis gustos a partir de los 9 años por la ideología gótica, música, arte, la soledad y el estar conmigo misma, lo oscuro y la belleza oculta que puede causar tanto rechazo y miedo a la mayoría. En fin, que tenía ganas de plasmar aquí todo lo que he vivido al leerte. Te estoy muy agradecida y empezaré a respetarme y valorarme más y a no pensar que nadie me entiende, porqué sinceramente, yo tampoco los entiendo a ellos xD.

    Un abrazo!

    Andra

    • ¡Hola Andrea!

      Qué bueno lo que me cuentas y qué positivo es que te conozcan tan bien que seas capaz de definirte con tanta claridad.

      Me alegro mucho de que el artículo te haya gustado y que hayas tomado la decisión de respetarte más. Todo lo que nos podemos aplicar a nosotros mismos es lo que luego vamos a aplicar luego con los demás, por lo que si decides respertarte más, al final acabarás respetando más a los demás (más de lo que seguro lo estás haciendo). Y esto es muy bueno porque para poder comprender mejor a los demás es necesario respetarlos mucho. La comprensión va ligada al entendimiento por lo que al final vas a poder entender mejor el motivo por el que los demás incluso no te entienden o no tienen en cuenta tus sentimientos.

      El área de las relaciones para una persona altamente sensible es todo un campo de trabajo ya que es en las relaciones donde un PAS llega a reconocer su autoaceptación y donde va a poner límites, tanto en uno mismo como en los demás, entre otras muchas cosas.

      Decirte que, para ser tan joven, tienes mucho conocimiento sobre ti misma y esto es una clara ventaja.

      Me alegro de que estés por aquí, aprovecha y aprende cuanto puedas, no dejes pasar oportunidades de crecimiento personal, que tienes mucho que aportar a este mundo.

      Un fuerte abrazo

      • la verdad ahora (antes no) creo que es gracias a que con 16 años caí enferma, y hasta los 20 no me dijeron que tenia sensibilidad química múltiple, fatiga crónica y fibromialgia. Aún así conseguí tirar adelante con mi carrera de nutrición, por mala suerte sólo tube el apoyo de mi pareja, ya que la familia des de siempre no me ha comprendido y la relación ha sido distante, así que cuando se enteraron de mi diagnóstico aún más pensaron: esta chica nos ha salido rara, toda la vida encontrándose mal, es una exagerada. En fin… que no viene de un día, pero como tu dices cuando reflexionas pero no llegas a ningún sitio (no disponía de las herramientas que he descubierto estos últimos meses) todo se hace aún más aterrador y piensas que vas a enloquecer. Encontré una persona que ya de por si era más sensible, y aunque quedaba lejos de lo que es hoy, ha crecido muchísimo a mi lado con todos los cambios de vida tan estrictos que han supuesto mis enfermedades. Yo ya me revolucioné contra la cronicidad de mis patologías y gracias a mi vocación por la nutrición ya empecé a investigar porqué quería vivir y no creía que mi destino fuese estar aislada del mundo y no poder vivir, aunque fueron unos de los años más felices de mi vida, porqué por muy sola que pudiera estar tenía una persona que lo daba todo por mi. Ahora ya llevo una vida normal, falta solucionar pequeños problemas sobretodo a nivel emocional pero ni llevo mascarilla y hago todo el deporte que quiero. Gracias a la nutrición, y sobretodo a los blogs y personas que me están guiando por el camino del autoconocimiento, que por cierto te he conocido a través de Núria: La escritora de tu vida. En marzo entré en una crisis existencial, la más fuerte de mi vida diría. Había encontrado trabajo y estaba en las últimas prácticas de la carrera pero con mucho estrés acumulado. Me paré y vi todo el camino recorrido, sin haber podido parar a descansar, aunque sólo podía hacer eso muchos de mis días. Lo dejé todo. Y hará una semana y media que conocí el blog de Núria. Hasta ahora no podía salir de casa, tenía ansiedad y el pánico a los sitios con gente se me había manifestado mucho peor estos últimos meses. Este sábado fui a un curso de Núria, sola a otra ciudad y no tube ninguna crisis ni pánico, y eso que no me encotraba muy bien. No sé porqué, pero cada vez que tengo una crisis la aprovecho para escucharme y saber que necesito, cada vez que ocurre aprendo más, y no tengo ni idea porqué empecé a buscar sobre el autoconocimiento ni como empezó todo, pero gracias a vosotros estoy aprendiendo muchísmo. Pero sobretodo gracias a mi curiosidad por querer buscar el porqué de cada pequeño rincón de mi mente compleja, que a la vez adoro porqué no sería quién soy, ni estaría aquí. Así que seguiré encontrándome, y llegaré a ser esa gran nutricionista gracias a todas las vivencias y experiencias que he pasado, porqué sin conocer la oscuridad no se llega a ver la luz, y ahora estoy viéndola gracias a personas que me enseñan cómo y a través de qué.

        Felicitaciones otra vez, y sobretodo por ser un gran padre! Todos necesitaríamos uno así 😉
        Un abrazo,
        Andrea

  11. Hola David!

    genial artículo que me confirma que yo también soy una PAS 😉

    Me ha encantado no solo porque es el más completo que he leído, sino por cómo escribes, esa forma tan cercana y amena de comunicarte traspasa la pantalla y eso se agradece en este frío mundo online.

    ¡Y qué liberación cuando una descubre que no está sola en este mundo de la alta sensibilidad! y que no es un bicho raro (o sí, pero hay más bichos raros como ella, jeje).

    A mí tampoco me gustan las etiquetas, pero esto lo veo más como un rasgos de nuestro ser o sentir que nos ayuda a comprendernos mejor y relacionarnos mejor con los demás y con el mundo. Otra herramienta de autoconocimiento muy potente que ,para empezar, puede evitarnos un mal diagnóstico psicológico y peor tratamiento. ¡Así que bienvenida sea!

    ¡Gracias por escribirlo!

    Un abrazo fuerte de PAS a PAS 😉

    • Hola Maite!

      Me alegro mucho de que haya gustado el artículo y de que veas que realmente somos un 20% y no unos cuantos perdidos sin saber qué pasa con nosotros…

      Respecto a las etiquetas… hay mucha controversia al respecto. A algunos les gusta; a otros les fastidia… un tema complejo pero interesante a la vez porque cada uno lo encaja según sus valores y prejuicios.

      En cualquier caso, me alegro mucho de que te haya servido este artículo y como bien dices, es una herramienta muy potente de autoconocimiento.

      Muy agradecido por tu comentario y por tus palabras, me da ánimos y me motiva a seguir escribiendo.

      Un fuerte abrazo!!

  12. Hola David!!

    Me ha ENCANTADO tu artículo, mil gracias por transmitirlo para que llegue al mayor número de personas posible, creo que es muy necesario y que va a hacer mucho bien. Es una delicia con la claridad que escribes. Muchas gracias por tu esfuerzo!! Seguiré leyendo todo lo que escribas…

    Un abrazo muy fuerte!!

    • ¡Hola Maribel, me alegro de verte por estos lares!

      Me ha alegro mucho de que te haya gustado. De eso se trata, de que llegue a mucha gente y que produzca beneficios.

      Gracias por tu comentario y me alegro de que andes por aquí cerquita.

      Un beso muy fuerte!

  13. Hola David,

    muchas gracias por escribir un artículo tan completo como necesario, en una sociedad en que, en cuanto no eres “como los demás”, te etiquetan, te marginan y hasta te medican.

    Aprendí sobre este tema gracias a mi hijo pequeño, que entre tanto tiene 11 años. Me di cuenta de que era altamente sensible el primer día que le llevamos a la playa, cuando tenía dos años. Le abrumó tanto la inmensidad del mar, el sonido de las olas y la brisa marina que casi no respirar, podía gestionarlo y tuvimos que irnos antes de lo previsto.

    Después fui comprobando en él casi todas las características que salen en tu test. Impresionante. Pero tengo que decir que he aprendido tanto de él , de su manera de ser y hacer, que cada día me sigue conmoviendo ese gran regalo que es la sensibilidad elevada.

    Gracias y un abrazo!
    Kiki

    • Hola Kiki,

      Los niños PAS… son una maravilla. Son tan especiales y tan maravillosos que se puede aprender de ellos en cualquier momento.

      Te entiendo perfectamente, yo incluso siendo un adulto PAS y recordando mis facetas PAS de cuando era pequeño, me sorprendo cada día aprendiendo cosas nuevas de cómo es mi niño con alta sensibilidad. Es un regalazo para el mundo, tal y como dices.

      Así que enhorabuena por tener un hijo PAS y enhorabuena a tu hijo por tener a una madre tan maravillosa.

      Un fuerte abrazo!

  14. “En mi caso concreto, y no sé si esto le pasa a otras personas altamente sensibles, es que percibo además la intencionalidad con la que la otra persona se relaciona conmigo”

    Jajajajajaja … me siento muy identificada.Veremos qué dice el test.

    Será un placer formar parte de esta comunidad. Es verdad que no me gustan las etiquetas … tal vez algún día averigüe por qué. ¡Gracias por este gran artículo! Lo comparto sin saber el resultado del test XD.

    Un gran abrazo de la Bruja del Norte (así me llama el “gaditano” JARC)

    • ¡Hola Ana!

      Menudo lujo tenerte por mi blog… te doy la bienvenida.

      Seguro que te vas a sorprender cuando hagas el test. Ya nos contarás… va a resultar que eres superPAS, jajaja.

      Muchas gracias por tu comentario y por suscribirte. Y como no, gracias por compartirlo!

      Un fuerte abrazo!

  15. Un artículo genial compi!
    Creo que no estoy en el grupo pero cuentas las cosas tan bien que me he empapado el artículo enterito.
    Estoy segura que le va a ser de gran utilidad a muchas personas.
    UN ABRAZO

    • Hola Tania,

      ¡qué alegría tenerte por aquí!

      Me alegro mucho de que te haya gustado y que lo hayas leído entero, creo que es muy útil para todos, sean no sean altamente sensibles.

      Ojalá le sirva a mucha gente, como bien dices.

      Un fuerte abrazo y gracias por comentar!!

    • ¡Hola de nuevo Francisco!

      De eso se trata, de comprender cosas que hasta ahora no ha sido entender por falta de información o de personas que supieran de este tema en concreto. Pero como suele decirse: “más vale tarde que nunca”.

      Me alegro mucho de que te haya servido y gracias por tu comentario.

      Un abrazote

Deja un comentario

Share This